Embarazo y Natación. ¿Es recomendable?

Embarazo y Natación. ¿Es recomendable?

 

¿Puedo nadar durante el embarazo?

       Ahora que se acerca el calor y resulta tan agradable darse un baño en el mar o en la piscina… os proponemos que practiquéis la natación ,  ya que es un deporte que, salvo que haya una contraindicación específica que lo impida o lo desaconseje,  deberían realizar todas las embarazadas.

        Si no estás acostumbrada o no sabes nadar,  es mejor que busques la ayuda de un monitor que te explique cómo realizar los ejercicios. Por otra parte, el monitor de natación tendrá en cuenta la fase del embarazo en la que te encuentras y orientará los ejercicios que te resulten más favorables y beneficiosos.  Las enseñanzas deben  dirigirse  a potenciar la flexibilidad momentánea que aporta el agua, aunque el vientre esté ya prominente.4

       Con la natación  se  puede conseguir flexibilidad  y  relajación  muscular, además sirve  de complemento a las técnicas de relajación que se explican en los cursos de preparación al parto.

 El hecho de aprender a meter la cabeza bajo del agua te ayudará a suspender  por un momento la respiración y esto te resultará muy útil en el momento de la expulsión.

Que es lo que no debes hacer:

Saltar desde el trampolín.

Competir y forzar el ritmo para  alcanzar mucha velocidad.

Realizar ejercicios de extensión  de los dedos de los pies ya que pueden provocar la aparición de esos calambres  en las pantorrillas y en los pies  tan típicos y tan molestos durante el embarazo.

 

Espero que os haya gustado el artículo.. no olvidéis visitar nuestra tienda online para bebés